Tips de ahorro

¿Te cuesta trabajo ahorrar dinero?

Una de nuestras prioridades como miembros de  una familia (y como personas independientes) es darles lo mejor y lo más posible (o hacia nosotros mismos),  pero para ello es necesario cuidar nuestro dinero, si se te dificulta mucho tener una reserva financiera, nosotros te dejamos los siguientes tips que pueden ser de mucha utilidad para ti y tu bolsillo:

-Nuestro consejo principal es que tengas un recipiente destinado para ahorros, puedes reciclar un frasco de mermelada o mayonesa que estés a punto de desechar, y que le pongas un objetivo a ese recipiente: NO ABRIRLO y utilizarlo lo que ahorraste cuando creas conveniente.

Una vez que consideraste tener este recipiente para ahorros, podemos pasar a la parte de los consejos:

-Vende los objetos que no utilices. En casa solemos tener objetos que no utilizamos desde hace tiempo, es necesario tomar en cuenta que si llevamos más de 1 año (por poner un ejemplo) sin usar esos objetos sólo ocupan un espacio que bien podrías aprovechar para adaptar otro mueble o poner una planta; si crees que este objeto arrumbado aún tiene utilidad, véndelo a alguien que de verdad lo utilice, y ese dinero  guárdalo en tu recipiente de ahorros.

-Buscar trabajos o proyectos ocasionales que te generen ingresos y complementen tu empleo formal. Trata de explotar tus habilidades en lo que sabes y te gusta hacer, es cierto que generará un esfuerzo extra, sin embargo, debes tomar en cuenta que esto te hará incrementar tus ahorros y encontrarás satisfacciones al cumplir tu objetivo: ahorrar.

-Obtener beneficios de las piezas en tu hogar que no utilizas. Si eres dueño de tu propia casa, tienes la opción de rentar las habitaciones disponibles, actualmente es tendencia poner en alquiler tus habitaciones por días sueltos.

-Intenta no ocupar tus tarjetas bancarias. La mejor opción para hacer pagos es el dinero en efectivo, ya que pagando con plásticos bancarios no tienes control tan fácilmente de los gastos que has realizado, ya que cuando utilizas tus tarjetas no te das cuenta de lo que resta en tu cuenta, a comparación del dinero en efectivo, que sabes exactamente de cuánto dispones.

-Haz una lista de tus necesidades cuando hagas el súper. Teniendo esto en mente sólo irás directo a los enseres que te hacen falta en casa, así dejarás de lado los caprichos innecesarios y no aumentarás tu gasto.

-Evitar comprar ropa de temporada. A todos nos encanta utilizar ropa de tendencia, sin embargo, hacemos llorar a nuestros bolsillos cada que vamos de “shopping”, ya que las prendas de temporada son más costosas que las de temporadas pasadas, así que recomendamos que te fijes en los aparadores con ropa en liquidación o con descuentos y que sólo compres lo que te haga falta.

Pareciera que estos simples consejos no podrían repercutir mucho en tu economía, pero te invitamos a que los lleves a la práctica y verás cómo incrementan tus ahorros, es importante que tomes en cuenta que habrá remanentes en tus gastos, te sugerimos que estos remanentes los deposites en tu recipiente de ahorros y verás que en un periodo muy corto ya tendrás una cantidad considerable y podrás disfrutar de ellos yéndote de vacaciones o comprando algo que hace tiempo tenías en mente y no lo habías podido conseguir.

Compartir